Liberalismo

Uruguay-Gobierno de Mujica y del frentismo-Carta a Mujica-Prof. Eustaquio Gadea Díaz

ULTIMAS NOTICIAS
Fecha:
2011-05-10

Carta a Mujica

Sr.Director:Sr. Presidente de la República Oriental del Uruguay Sr. José A. MujicaCordano Usted no nos conoce, dado que nunca nos destacamos ni sobresalimos enalgo. Desde la muerte de nuestro padre, en 1938, cuando aún no teníamos nueveaños, sólo nos hemos dedicado a trabajar, estudiar, intentar ser mejores yayudar a otros. Como usted puede apreciar, nada extraordinario, nada del otromundo. En cambio usted, se hizo famoso en el mundo, allá por la década delsesenta. Cómo sería su fama y la de sus amigos, que hasta el insigne Salvadorde Mada-riaga les dedicó una nota el 9 de octubre de 1972 y que tituló:"Los tupamaros contra el Mundo". Claro que no habló muy bien cuandolos comparó con "señoritos como los comunistas de la Sorbona". ¿Larecuerda? Cuando usted se dedicaba a lo que se dedicó, nosotros trabajábamos enla industria y dando clasesen la Escuela Industrial para ayudar a mantener anuestra madre y cinco hermanas menores. Esto usted quizás no logre entenderlo,porque en ese entonces estaba dedicado a salvar al Uruguay, aunque nadie lehabía pedido que lo salvara.Han pasado los años y somos un viejo jubilado demás de ochenta años que tiene que soportar, a su vejez, el descalabro en quehan sumido al país usted y sus amigos, debido a la falta de competenciamanifiesta, sobre todo en la educación.Somos conscientes de que, con 82pirulos, estamos más cerca del más allá que del más acá. Lo que duele y molestaa quien esto escribe es que cuando ya no esté en este mundo, familiares, amigose hijos van a sufrir el resultado de su nefasto gobierno.Dicho con muchorespeto, porque aunque no nos guste, usted es el Presidente de los uruguayos ynosotros sí respetamos la voluntad del pueblo, su gobierno ha sido como elCaballo de Atila, "donde pisa no crece más la hierba". Nunca habíamosvisto, en nuestra ya larga existencia, tanta violencia, salvo en aquel períodoen que usted y sus amigos asolaban el país. Era la triste década del 60. Habíaasaltos; igual que ahora. Había robos; igual que ahora. Había secuestros; igualque ahora. Había asesinatos; igual que ahora. Parecería Sr. presidente, ponemosel verbo en condicional, que cada vez que usted y sus amigos aparecen, las"furias", o las "parcas" si lo prefiere, se desatan. Yo nolo voté, no podría hacerlo conociendo sus antecedentes, pero hubo una buenaparte de la ciudadanía que creyó que, por el hecho de haber sido un preso de ladictadura, tenía credenciales para gobernante. Dictadura que usted y sus amigostrajeron. ¡Pobres, hoy están pagando caro su error! Hoy está descreída, ustedes un fracaso, como lo fue antes. Ha fracasado en la reconciliación nacional,en la seguridad, en la educación, en dar mejor calidad de vida, en la equidad yhasta en lo que dijo y prometió de respetar la voluntad popular.Suvicepresidente, Dando Astori, a quien conocimos allá por 1980 y durante muchosaños lo tuvimos de cliente, el 16 de febrero de 1997 declaró a El País que:"Hay gente con ninguna capacitación al frente de las institucionespúblicas dirigiéndolas mal" ¿Qué ha hecho para mejorar? ¡Nada! Hasta dondellegan nuestros conocimientos, en algunos lugares puso personas que son peoresque las que estaban antes; como es el caso de la enseñanza técnica. Aquellos eranmalos; ¿los de ahora son mejores? ¡No, son peores! Como el Uruguay no es el AveFénix, vemos muy difícil que resurja de las cenizas cuando usted y sus amigosse vayan, o los vayan. Deseándole un feliz cumpleaños, saluda a usted, con sumayor consideración y respeto.


Prof. Eustaquio Gadea Díaz"

Comentarios

No hay ningún comentario

Añadir un Comentario: